Clitemnestra de Kathleen L. Komar

Mircea Eliade en su libro Mito y realidad escribe: “El mito se considera como una historia sagrada y, por tanto, una “historia verdadera”, puesto que siempre se refiere a realidades.” Parece desprenderse una doble acepción de este acercamiento, por un lado, su carácter sagrado le da un halo de incorruptible, transgredirlo deviene en un sacrilegio que debemos evitar; por otro lado, historia-realidad, el mito es una enseñanza, manifiesta una realidad y una forma de comportamiento, una intención premeditada para adoctrinar, civilizar quizás.

Sin embargo, cuando la mano que registra es masculina, cuando el lugar de enunciación solamente presenta una cosmovisión comprometida con la conservación de su poder, debemos preguntarnos si los mitos no merecen una revisión, donde el alcance de esa palabra debe ser tenida en especial consideración: re-visión; volver a ver.

El libro Clitemnestra de Kathleen L.Komar es una revisión del mito y especialmente de la figura de este personaje trágico: mujer, madre, asesina, amante. Clitemnestra es la imagen de la mujer que corrompe los pilares del imaginario familiar y en el cual se sustenta la base de la percepción occidental de los roles femenino-masculino. Sin embargo, a través de un análisis de distintas obras y que recorre distintas disciplinas, la autora analiza la resignificación del personaje y sus diferentes acepciones, acercamientos, reinterpretaciones, que permiten revelar y develar otra realidad detrás de la realidad.

Parece inevitable asociar estas nuevas interpretaciones con el avance y aumento de la que es, probablemente, la mayor revolución de las últimas décadas: el feminismo. La autora recorre la danza de Graham, las obras de Reinig, Bruckner, Maraini, el impacto del manifiesto SCUM, la Casandra de Christa Wolf, y las pone a dialogar, las compara, las interpela para exponer el cambio histórico que ha vivenciado un personaje que fue estigmatizado por la tradición patriarcal.

Un ensayo escrito con pulso firme, narrado de forma precisa y recurriendo a un dialogismo entre disciplinas que permite una contemplación amplia del objeto bajo análisis. La dificultad que presenta es que muchas de las obras manifiestas – de un atractivo superlativo – no parecen ser accesibles en mercados literarios pequeños como el nuestro. Si bien es un sin sabor no tener la posibilidad de leer a muchas de estas autoras que refiere, esto no resta méritos a un ensayo que deslumbra e ilumina.

Clitemnestra es un ensayo para leer, releer, repensar, revisar. Borges alguna vez escribió algo así como que nada se construía sobre piedras, sino que todo es construido sobre arena, pero es nuestra obligación construir como si de piedra se tratará. Seguramente tenga razón, no lo sé, pero hay un riesgo en eso también; cuando solidificamos las estructuras que manejan nuestras rutinas, cuando la idea se convierte en mausoleo, cuando las realidades son sagradas, necesitamos – urgente – personas, autores, libros, ensayos, que desafíen los mitos aunque los castillos se derrumben en la arena.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.